COICA, AMPB y REPAM, suman esfuerzos para el fortalecimiento de capacidades en los territorios indígenas y comunidades locales

20160930_123624Quito, 30 de septiembre de 2016. Con el propósito de intercambiar experiencias sobre las acciones que se están realizando en la Cuenca Amazónica y Mesoamérica en materia de fortalecimiento de capacidades locales, la Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA), la Alianza Mesoamericana de Pueblos y Bosques (AMPB) y la Red Eclesial Pan amazónica (REPAM), se auto convocaron en Quito los días 29 y 30 de septiembre para iniciar un diálogo dirigido a la búsqueda de acciones conjuntas que permitan robustecer procesos locales para la defensa del territorio.

La reunión contó con representantes de las tres organizaciones quienes compartieron las iniciativas que están desarrollando. En el caso de COICA, destacaron las acciones formativas que están impulsando a través de diplomados, la profesionalización de líderes, el proceso participativo para la construcción del REDD+ Indígena Amazónico bajo el enfoque de Vida Plena, entre otros; por su parte la AMPB destacó el proceso que están llevando con la Escuela Mesoamericana de Formación de Líderes con énfasis en mujeres y jóvenes; en el caso de REPAM se destacaron la Escuela de Derechos Humanos en la Pan Amazonía y el trabajo con radios comunitarias entre otras acciones.

El intercambio estuvo acompañado de una reflexión animada por Fernando García, Antropólogo y Profesor investigador en FLACSO Ecuador, acerca de la participación efectiva de los pueblos indígenas y las comunidades locales y los procesos de procesos de formación comunitaria en América latina, quien destacó que hacer alianzas entre organizaciones regionales se convierte en un elemento clave frente al clima que preocupación de viven las distintas regiones del mundo en cuanto a las amenazas externas a los territorios indígenas.

Como resultado de la reunión se acordó participar de manera conjunta en la próxima Cumbre Amazónica, COP22 de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC) y la COP13 de la Convención de la Diversidad Biológica (CDB), convirtiendo estos escenarios en procesos de intercambios entre la Amazonia, Mesoamérica y otras regiones de los bosques tropicales de la región ecuatorial global. De igual forma se concertó un plan de intercambios formativo bilaterales para el primer semestre del 2017.