<!--:es-->Acuerdos sobre la situación de invasiones en la micro cuenca “Sahka la wala”<!--:--><!--:en-->Acuerdos sobre la situación de invasiones en la micro cuenca “Sahka la wala”<!--:-->

Acuerdos sobre la situación de invasiones en la micro cuenca “Sahka la wala”Acuerdos sobre la situación de invasiones en la micro cuenca “Sahka la wala”

Los representantes de MASTA, la Federación de Auhya-yari, el Consejo de Ancianos, Alcaldía Municipal de Puerto Lempira, el Gobernador Político, Policía Nacional, Fuerzas Armadas, Comisión Presidencial, Derechos Humanos, Sedinafroh, Instituto de Conservación Forestal, Instituto Nacional Agrario, Juzgado de Paz y miembros de los diferentes barrios de Puerto Lempira se reunieron en el salón de la Región de salud, para abordar la problemática de la invasión de personas en la micro cuenca de “Sahka la wala”.

En la reunión se desarrolló la siguiente agenda:

1) Presentación
2) Exposición del problema
3) Presentación del titulo de Auhya-yari
4) Participación de las comisiones
5) Participación del Presidente de Masta
6) Acuerdos

La cuenca “Sahka la wala”, con un área de 442 hectáreas, fue declarada desde el año de 1998, como zona de reserva productora de agua. Según acuerdos anteriores, tanto el ICF como la alcaldía de Puerto Lempira, se comprometieron a velar por el ecosistema de este recurso. Sin embargo, un grupo de pobladores de los diferentes barrios de Puerto Lempira y de otras comunidades, ante la falta de un lugar para construir una vivienda (el 60% de la población enfrenta este problema) y no contar con recursos suficientes para comprar un bien, decidieron ocupar la zona de “Sahka la wala”, buscando accesar a un lote de terreno. Esta situación ha causado fuertes daños al medio ambiente y el ecosistema de la cuenca.

En la reunión se explicó que el Título otorgado por el Instituto Nacional Agrario al Concejo Territorial de Auhya Yari abarca 9 comunidades y son beneficiarios todos sus habitantes. El Título fue dado con una serie de condiciones para evitar que personas que no pertenecen al pueblo misquito se apropien del territorio.

En vista de la necesidad de la población de acceder a un lote de terreno, es necesario realizar un proceso de saneamiento y el Consejo Territorial deberá hacer valer su título definitivo de propiedad.También se analizó la situación de personas que han acaparado grandes extensiones de tierra.

Igualmente, se les hizo ver las consecuencias a futuro de habitar la zona protegida y después de amplias deliberaciones se llegaron a los siguientes acuerdos:

1.- Se adjudicará lotes de terreno a las personas Miskitas Hondureñas que lo necesitan, tomando como prioridad madres solteras, personas discapacitadas, parejas jóvenes sin vivienda, para lo cual se levantará el consenso de Auhya Yari y MASTA.

2.- Se deberá depurar el listado que posee el grupo de pobladores, ya que en el actual se encuentran menores de edad los cuales no serán beneficiarios, ni vendedores de tierras.

3.- Los pobladores se retirarán 250mts a como está establecido en la Ley Forestal. Esto se realizará tomando todas las medidas de protección para conservar el medio ambiente.

4.- La lotificación se hará de forma ordenada debiendo contar con sus respectivas calles conforme a un reordenamiento de la tierra. El área a adjudicar la definirá la comisión que se nombrará al efecto, lo cual deberá hacerse por medio de un sorteo sin preferencias para nadie.

5.- Se solicitarán las cuadrillas de topografía para hacer el fraccionamiento.

6.- El Consejo Territorial de Auh-yari llevará un registro de cada uno de los beneficiarios a quienes les otorgará un convenio de uso del lote de terreno con el entendido que no se podrán vender, hipotecar o traspasar a nadie, únicamente por sucesión hereditaria. El INA colaborará en la elaboración del documento.

7.- Cada una de las partes nombrará a sus representantes para acudir el día dos de abril a las diez de la mañana a las oficinas de MASTA para dar continuidad a los puntos tratados en esta reunión.

8. Se iniciará un proceso de demanda de los vendedores de tierras del pueblo miskitu, que violentan los derechos ancestrales del pueblo Miskitu.